Ciudad de México, 29 de junio (SinEmbargo/Expansión).- Carlos Slim Helú confirmó esta tarde que Grupo Carso, a través de su brazo Carso Infraestructura y Construcción (CICSA), se hará cargo de rehabilitar la Línea 12 del Metro de la Ciudad, y afirmó que ésta construcción –realizada también por su empresa– no tuvo vicios ni problemas de origen.

Luego de una visita a Palacio Nacional, donde comió con el Presidente Andrés Manuel López Obrador y con Claudia Sheinbaum Pardo, Jefa de Gobierno de la capital del país, el magnate, quien es considerado el hombre más rico de México, expuso que el objetivo es que la L12 –en la que un tramo cayó el 3 de mayo pasado y costó la vida a 26 personas– sea segura y le de servicio a millones de pasajeros en una de las zonas urbanas más necesitadas de transporte en la Ciudad de México.

“En el caso de la Línea 12 estoy convencido de que la hicieron los mejores calculistas de México, hicieron los cálculos, el diseño y si recordarán de noviembre a octubre de 2012 se dio el visto bueno del proyecto, ya lo que se había hecho por los expertos internacionales, lo cual estoy convencido que desde su origen no tiene vicios. Tan es así que se subió el Presidente de a República [que era entonces Felipe Calderón Hinojosa], el Jefe de Gobierno [ entonces Marcelo Ebrard Casaubón] y el Jefe de Gobierno electo [Miguel Ángel Mancera espinosa] y nos invitaron a muchas gentes a recorrer, recorrimos como 12 kilómetros”, dijo Slim Helú, quien también es Ingeniero Civil egresado de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

El empresario añadió que en la L12 “han viajado millones de personas: 400 mil diarias, eso da 12 millones al mes y 144 millones al año. Han viajado muchos millones de personas, hiubo muchos efectos, creo que 12 sismos de más de 6 grados, y lo que le planteé [al Presidente de México] es que, independientemente de todo, es nuestro interés rehabilitar el tramo que hicimos”.

Slim, de 81 años y quien de acuerdo con la revista Forbes, aumentó su fortuna de 52 mil 100 millones de dólares en 2020 a 55 mil 930 millones de dólares en 2021, agregó que el Presidente López Obrador encabeza la idea de rehabilitar la L12 y que pueda quedar en servicio a la brevedad posible. “Él habló de 12 meses”, dijo Slim a los periodistas que lo entrevistaron a su salida de Palacio Nacional.

Desde su edificación en 2012, la Línea 12 ha presentado problemas. Primero llevaron a su cierre en 2014, después en 2017 volvió a detener sus operaciones tras el sismo en la capital del país, y ahora en mayo de este año, luego del desplome de una viga en la estación Olivos, que provocó la muerte de 26 personas.

Los primeros fallos se identificaron en las vías, que mostraban desgaste ondulatorio en las curvas, lo que provocaba un tambaleo del tren. En las revisiones derivadas del incidente actual, se arrojó luz sobre otros problemas en la colocación de pernos, con malas soldaduras, y en el material férreo, así como filtraciones de agua en los túneles.

Para el cambio de durmientes, rieles, fijaciones y balastro, se recurrió a materiales que no estaban especificados y que sobrecargaron la estructura, dijo Milenio, lo que derivó en deformaciones durante el sismo de 2017 y causó problemas en la flexibilidad en la estructura.

También se dio a conocer que el mantenimiento de la Línea 12 fue realizado sólo en 50% de los trabajos planeados para 2020, mientras que en 2019 fue la cuarta ruta con mayor número de averías en las instalaciones.

A estas observaciones, se suma la sobrecarga que la línea soportaba desde su rehabilitación en 2015. Desde entonces, cargó 2,367 toneladas extra por encima de lo recomendado, a pesar de que la consultora Systra, contratada para evaluar la obra, aconsejó no dar más peso al tramo.

Artículo Anterior Artículo Siguiente